Según el informe elaborado por IDC, y comisionado por OKI, la reducción del consumo de energía tiene implicaciones positivas para las empresas

La preocupación por el medioambiente vuelve a estar en la agenda: un 46% de las PYMES europeas sitúan el consumo de energía como una de las mayores preocupaciones en torno a la impresión, según el reciente informe de IDC Consideraciones de compra de las PYMES para una impresión profesional más inteligente, octubre de 2012, patrocinado por OKI.

“A pesar de que las consideraciones sobre costes siguen siendo importantes en un entorno económico duro, no hay duda de que las PYMES siguen impulsando una impresión más ecológica para conseguir mejorar su rendimiento medioambiental corporativo, así como reducir costes”, afirma Matthew Farrow, consejero delegado de OKI. Esta presión seguirá aumentando en enero de 2013, momento en que la Directiva de la Unión Europea sobre los productos que utilizan energía (EuP – Energy Using Products) requerirá que todos los dispositivos de impresión que se vendan a partir de esta fecha incluyan un modo ‘auto off’, diseñado para apagar el dispositivo cuando no se ha usado durante un determinado periodo de tiempo.

El menor consumo de energía también tiene implicaciones financieras positivas para los negocios. OKI ha trabajado duro para reducir el impacto medioambiental de la impresión y las entrevistas en profundidad realizadas por IDC a varias autoridades IT confirman que los productos nuevos utilizan, por lo general, un 30% menos de energía y consumen un 20% menos de tóner que los dispositivos antiguos. El resultado es que la inversión en equipamiento nuevo se amortiza a largo plazo, dado que se reducen los costes de impresión.

Política de Green IT
Las PYMES europeas ya sitúan las funciones “verdes” entre sus principales prioridades a la hora de comprar hardware IT, y un 61% de ellas confirman que las funciones como la impresión a doble cara o el consumo reducido de energía, forman parte de la política corporativa de Green IT, tal y como indica IDC en su informe. Las PYMES también citan el reciclaje de cartuchos, el comportamiento responsable de los trabajadores y la reputación de las marcas de los productos que se compran como factores importantes, lo que viene a confirmar que se están tomando en serio la intención de mejorar su rendimiento medioambiental.

Los dispositivos A3 bien diseñados, como los desarrollados por OKI, sólo tienen un impacto medioambiental ligeramente superior que sus compañeras A4, lo que se traduce en que los productos que ofrecen una funcionalidad A3 más amplia, pueden representar una alternativa de actualización realista, incluso en entornos donde el espacio es lo más valorado.